Etiqueta: urocultivo

Gestión de la consulta: el urocultivo

Gestión de la consulta: el urocultivo

En ocasiones, por inercia, tras realizar el tratamiento de una infección de orina solicitamos el urocultivo. Lo hacemos de manera tan rutinaria que ya el propio paciente nos lo reclama. Pues bien, en algunas ocasiones nos lo podemos ahorrar, evitando así otra cita para el resultado:

imagen-portada

Libro de urgencias extrahospitalarias

Esquemas prácticos, breves y visuales de ayuda al médico de atención primaria en las principales situaciones urgentes extrahospitalarias. El libro se ha editado en formato bolsillo con opción a realizar anotaciones. El objetivo de la publicación de éste libro es disponer de nuestro «chuletario» bien ordenado y con letra legible. Su tamaño nos permite llevarlo en el bolsillo de la bata. Los esquemas que incluye van desde el tratamiento del orzuelo a la atención al infarto, pasando por todos aquellos motivos de consulta que nos demandan como urgentes y a los que tenemos que ofrecer solución de forma rápida y eficaz. Incluye varios anexos con pautas y dosificación de medicación intravenosa, una mini guía para pediatría, tablas de ajuste de dosificación de acenocumarol en función del INR, fármacos seguros en embarazo y lactancia, un taller de lectura básica de un EKG y los signos radiológicos más habituales en urgencias.

21,00 €

Chuleta: interpretación del antibiograma

Chuleta: interpretación del antibiograma

Cuando recibimos el resultado de un urocultivo con el correspondiente antibiograma, tenemos que decidir cuál es el más adecuado para erradicar la bacteria en cuestión. Para ello, nos valemos de la CMI: concentración mínima inhibitoria. Para calcularla, se utiliza el método de Dilución en caldo.

CMI-1

A efectos prácticos, el antibiótico que sea capaz de impedir el crecimiento de la bacteria con la menor concentración, será el que deberíamos elegir.

A continuación pongo un ejemplo:

CMI-2

Susana